Cómo es el infierno, donde está, por qué existe y cómo evitar ir allí

La realidad del infierno está corrompida por la fantasia de caricaturas, religiones y series hollywoodenses, y es tiempo de desenmascararlo con ocho respuestas bíblicas:

¿qué es el infierno?

Es un reino creado por Dios para resguardar los ángeles que han pecado, y las almas de los humanos que han pecado.

El infierno es un Reino compuesto de varios lugares de castigo, el lugar destinado para recibir las almas de los humanos que pecaron es un conjunto de prisiones de oscuridad en forma de fosos o cuevas, lleno de diversos castigos donde predomina el fuego como elemento central. Así como existen galaxias, y Cielos, existen infiernos, todos creados con un propósito Divino con seres celestiales encargados de dirigirlos. Actualmente satanás está allí encerrado en espera de ser liberado un poco de tiempo durante la gran tribulación, y así mismo el dia del juicio final todo este lugar de castigo será destruido en el lago de fuego, juntamente con satanas.

¿por qué existe?

Porque Dios es Bueno, Santo y Justo, y por ende no permitirá que lo malo no sufra castigo, que lo impuro no sea purificado y que lo injusto no sea condenado.

El castigo de la maldad es la respuesta Divina a toda oracion justa, a todo clamor, y a todo inocente que sufrió por los malvados, es sencillamente el castigo que proviene de la Justicia. Dios no premiará al malvado ni castigará al Justificado, sino que ambos recibirán lo que merecen. Lo increíble es que Su amor empapa aún el castigo, pues en lugar de simplmente destruir las almas pecadoras, son sólo castigadas para moverlas a arrepentimiento y luego juzgadas el dia del juicio final. Así como la Escritura muestra claramente como nuestro Creador detesta el pecado y como lo castiga con diluvios, plagas y muerte, así mismo encerrará las almas pecadoras en el infierno hasta que venga el dia del juicio final, y tanto las almas del hades como las del Paraíso sean entregadas para ser juzgadas.

¿donde está?

El infierno es un reino debajo del planeta tierra, diez cielos abajo de él, en lo más profundo del abismo donde ya no hay suelo ni firmamento.

Visualiza la tierra redonda. Bien, ahora visualiza el primer cielo que la rodea, redondo obviamente. Sigamos avanzando cada cielo redondo que “envuelve” a los anteriores, uno tras otro hasta llegar al decimo cielo, redondo también. Bien, diez cielos debajo del eje de nuestro planeta, está este lugar geográficamente delimitado de castigo eterno, por eso la Escritura se refiere a él siempre como “descendiendo al abismo”. Es cómo si edificaras una casa alejada de toda civilización, donde nadie llega, donde no existe nada más, un lugar fuera de todo lo creado y visitado, allí se encuentra ese lugar llamado infierno.

¿cómo luce?

Es una cárcel formada por un conjunto de prisiones oscuras en forma de fosos/cuevas, rodeadas de completa oscuridad y ángeles castigadores.

Son varios “agujeros” donde cada foso/cueva posee almas humanas reunidas de acuerdo al pecado cometido en vida, el lugar es negro en esencia con ángeles guerreros vestidos de negro cuidando el orden y un Carcelero principal. Es una carcel con puertas de bronce conteniendo varias celdas que resguardan a las almas pecadoras previo al dia del juicio final. En los alrededores solo hay desierto, lagos de fuego que es donde castigan a las almas, y montañas “muy lisas” con abismos sin fin, y no existen cimientos ni firmamento alguno. Es un lugar fuera de la Creación y fuera de la presencia de Dios.

¿que pasa alli dentro?

Las almas que han pecado en vida y rechazado a Jesús, son encerradas, atormentadas y castigadas, mientras piden misericordia día y noche al Cielo, esperando el dia de su juicio. 

No hay diversión, reposo ni amor para ningún alma, nada de distracción, ni nada que ver mas que oscuridad, sólo humillación imparable y torturas con fuego. Los pecadores permanecen excluidos de la Presencia de Dios en oscuridad 24/7. Cada alma es encadenada y los ángeles que resguardan el lugar tienen autorización para castigar y atormentar con tormentos horrorosos inimaginables, según lo consideren. Hay castigos para homosexuales, castigos para abortistas, castigos para adulteros, castigos para mentirosos, castigos para avaros, castigos para los asesinos, para los idolatras,… y así, un horrendo castigo específico para cada pecado, para luego ser encerrados en prisiones oscuras, para luego repetir el castigo asignado.

¿cuantos infiernos hay?

Hay varios lugares de castigo Divino, dos de ellos para ángeles rebelados, uno para los humanos que pecaron, y habrá otro para los blasfemos después del apocalipsis.

Hay varios “infiernos”: uno para los ángeles que pecaron en génesis relacionandose con mujeres y teniendo hijos gigantes con ellas, para luego enseñarles a los humanos a practicar cosas malas; otro para los pecadores, seccionado en varias cuevas oscuras para separar distintos tipos de pecado, y habrá otro para los blasfemos en el centro de la tierra donde serán castigados frente a la vista de los justificados por Cristo; hay mas de un lugar de castigo por eso la Escritura menciona “los infiernos”.

¿es igual al lago de fuego?

No, el infierno es un lugar de castigo temporal, y el lago de fuego es un lugar de muerte eterna, un literal horno de fuego.

El hades es una prisión temporal mientras llega el dia del juicio, por el contrario al lago de fuego es la muerte eterna. El paraíso y los infiernos actuales no existirán siempre, pues tanto la muerte como el hades, serán echados al lago de fuego cuando llegue el día del juicio final, en el infierno hay castigo que motivan al arrepentimiento, mas el lago de fuego ya no es castigo, es el fin, literalmente, no habrá jamás un Salvador que salve ni resucite a quienes sean echados al lago de fuego. Jesús habló del infierno, y del lago de fuego separadamente.

¿Es posible no ir allí?

Jesús venció al infierno, al castigo y a la muerte, quien crea en Él irá al Paraíso directamente.

Jesús al morir en la cruz, era considerado pecador, por lo que descendió al infierno a liberar a todos los que habian muerto antes de Jesús desde Adán, era un “reinicio” en el infierno, pues este quedó vacío a excepción de satanas que fue encerrado allí por orden de Cristo, mientras Él se llevó a todos al paraíso. Y lo mismo sucede desde ese día con aquellos que creen en Él: Creer o no creer en Jesús es la diferencia entre ir al Paraíso o al infierno, y luego ir a vida eterna con Dios o al lago de fuego.

⇒Al infierno solo van aquellos que deciden rechazar el regalo de salvación eterna en Cristo Jesús.⇐

Todas las almas antes de Jesús fueron allí a ser encerradas hasta que Jesús resucitó, liberandolas del infierno y conduciendolas al Paraíso donde estaban únicamente Elías, Enoc y el crucificado junto a Jesús que alcanzó misericordia y gracia. Ahora el Paraíso tiene abierta sus puertas libremente a todo aquel que Crea e invoque a Jesús como Señor y Salvador de su alma.

Apocalipsis 19-20, Enoc 21-22, Evangelio de Pedro 21-24, Nicodemo 17-28, 1era Pedro 3:18-20, 2da Pedro 2:4, Lucas 16, Mateo 27:52, Lucas 23:39-43, Génesis 6:1-8

¿Quieres ser Discípulo de Jesús? inscríbete a dos clases gratis del curso bíblico online “Discípulo de Jesús del siglo 21”. Envíame tu email:

Aprende más con el libro JESÚS: ayer, hoy y dentro de un millón de años

Deja tu comentario. Expresate.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s